El Sector de Agrobiotecnología en el mundo

En el ámbito mundial las aplicaciones de la biotecnología en la agricultura y el medio ambiente han sido más limitadas que las predicciones que se hicieron al respecto desde la década de los años setenta. Sin embargo, hay varias innovaciones que ya tienen un uso comercial de varios años. Son ellas las que nos permiten evaluar de mejor forma el impacto de la biotecnología.

La biotecnología moderna en sus aplicaciones agrícolas comenzó en el campo de la producción de tabaco, en particular en la resistencia al virus del mosaico del tabaco, en una extensa prueba realizada en China.

Posteriormente se desarrolló una quimosina recombinante,  utilizada en la producción de quesos previamente obtenida de fuentes animales. La enzima, producida ahora por hongos filamentosos permite la calidad reproducible y la disponibilidad constante de una enzima de alto valor comercial. El primer producto transgénico de uso directo en alimentación fue el tomate Calgene FlavrSavr®, que por inhibición de la expresión de la enzima pectinasa prolongaba la vida de anaquel del fruto.

En otro caso, los sistemas de identificación molecular de agaves tequileros, han permitido a empresas de dicho sector, reconocer diferencias de calidad de la planta para la producción de tequila. Esas diferencias de calidad derivan del número de cromosomas que permiten distinguir variedades genéticamente y correlacionar esas diferencias con mejoras en la producción. La empresa Tequila Sauza en Jalisco, ha desarrollado métodos de propagación in vitro, que permite reconvertir las plantaciones de agave asegurando las mejores características genéticas.

En otro sentido, un consorcio de empresas (Monsanto-Bayer-Syngenta), desarrollaron una variedad de arroz rico en vitamina A, que libre de licencia puede ser usado en los países del tercer mundo, y contribuye a disminuir la deficiencia en vitamina A (ceguera principalmente) en países pobres.

En el terreno de los lácteos fermentados, la biotecnología microbiana avanza rápidamente para la generación de cepas de Lactobacillus, modificadas genéticamente, que pueden secretar compuestos activos, que permitan que el consumo de yogurt sea la vía de acceso de potentes antioxidantes, vacunas o fármacos.

La industria cervecera utiliza enzimas asociadas a la sacarificación de almidones, que mejora la transformación del almidón de la malta en glucosa fermentable. Dichas enzimas se obtienen por vía fermentativa, a través de hongos tales como Aspergillus, y de bacterias del tipo de Bacillus.

Con la utilización de la biotecnología se espera mejorar el medio ambiente en la medida en que existan avances con semillas y variedades vegetales transgénicas que contengan genes expresando proteínas tipo bioinsecticidas o biofertilizantes. Sobre todo en el cultivo de hortalizas es imperiosa la disminución de agroquímicos con el objeto de frenar el creciente deterioro ambiental.